Robocop: Servir y proteger… a medias.

La moda de los reboots lleva desde hace tiempo instalada en Hollywood y estaba claro que después de Desafío Total, un día le llegaría a una joya de la ciencia ficción, y esta vez no ha podido ser otra que Robocop.

En mi opinión, una película que supera al original hasta que se ve.

Los protagonistas se pueden dividir en tres tipos, las grandes estrellas como Michael Keaton sigue su tónica general como jefe malo que va perfecto hasta que llega el momento de la verdad, el gran Gary Oldman que hace un gran papel como científico, y que en muchos momentos me recuerda a su papel en la saga del Caballero Oscuro. Michael K. Williams hace un gran papel de compañero, aunque tampoco se termina de lucir como policía después de su papel en Boardwalk Empire o The Wire.  Samuel L. Jackson es otro secundón de lujo pero no sale del escenario, por lo que apenas se le disfruta con lo pequeña que se le queda la pantalla.  Todas las voces son las que se usan en otras películas. Jackie Earle Haley es un actor algo desconocido, yo lo conozco de la serie Escudo Humano donde hace un papel muy parecido a este. En los desconocidos tenemos a Joel Kinnaman, que en la película hace poco o más bien nada, Abbie Cornish que cumple con su papel, y para acabar tenemos a Jay Baruchel cuyo pequeño papel me ha gustado mucho. En la dirección tenemos al gran José Padilha, director brasileño de Tropa de élite y Tropa de élite 2.

Como gran película actual, los efectos son muy buenos. Robocop presenta un aspecto esterilizado muy a lo Crysis. De hecho en muchos aspectos me parece un corta-pega del protagonista del videojuego, sólo hace falta volverse transparente. Las escenas de la creación de Robocop son muy futuristas, y bonitas recordando en algunos momentos a la original. Me ha gustado el detalle de que no aguanta el calibre 50, los que sabemos algo de armas, sabemos que protegerse de eso es casi imposible salvo que vayas en vehículos acorazados. Por su lado las escenas de la ciudad y en especial las escenas con la moto, no me parecido nada destacables, y la moto me parece cuando menos estúpida, hubiera quedado mucho mejor un coche en vez de una moto con neones rojos y azules, que cosa más horrenda. Los robots de la película, toman la idea actual de robots, lo más parecidos a los humanos, aunque respetan al original ED-209 dándole un aspecto más aterrador. En el sonido no hay grandes cosas que decir, pero el respetar la música original le hace ganar muchos enteros, en especial a los que la vimos originalmente.

El desarrollo tiene dos fases, creación de Robocop y trama de corrupción.  La creación de Robocop no esta mal, aunque se hecha de menos más escenas de su resurrección. En especial de cuando se vuelve a ver vivo, y de como se entrena. La escena del baile sobra, es una de las mayores chorradas que he visto en mi vida. Se echa de menos algunas escenas donde el científico se ponga a entrenar con Alex. Las escenas de lucha con los robots son un poco pasadas de rosca… muy chulas a la vista pero insulsas de contenido más allá de los disparos. En la parte de la corrupción tenemos la caída de la película, y donde directamente no hay por donde cogerla. Si bien no voy a dar detalles sustanciales de la película, la escena final y los puntos rojos son una gilipollez, es que después de ver eso la película pierde toda la fuerza que tenía. La escena de la moto y los ED-209 luchando es muy buena, aunque no hubiera estado mal algo más de disparos entre ellos. La corrupción policial pasa de puntillas, y los banda criminal… salen en dos planos mal puestos. Básicamente te dicen: Son los malos y luego los matamos. No se ve apenas trabajo policial, directamente empieza a trabajar, y en 10 minutos, a buscar a los malos. Otro problema que tiene esta parte, es la no-relación con su familia, la escena cuando sale con el hijo esta muy forzada, y con la mujer… no esta nada mal ver como una parte humana lucha por salir de la máquina, pero el resultado no es mucho mejor.

Ahora llega el momento de compararla con la original y sus secuelas, y aquí es donde se echa de menos el «+18». Si bien se muestra con claridad la manipulación mediática, la corrupción, la privatización, el capitalismo, la masculinidad y el poder de la tecnología, todo queda de una forma muy light. Peter Weller es mucho mejor Alex que Joel, Alex tenía carisma, los gestos de su cara te daban una idea de lo que había por debajo de ese metal, pero en este Robocop siempre se va con esa cara de palo y de pena, donde realmente no se puede sentir nada más allá de lo chulo del traje. Otro problema de la película es la ausencia de un malo mítico, Maddox tiene más carisma que el malo real… es que si se compara a la original, Dick Jones o Clarence Boddicker deja a ambos a la altura del betún, incluso Tom Noonan tenía más carisma que estos. La ciudad más violenta de Estados Unidos en la original, no tiene ni punto de comparación con esta, esta ciudad parece más la ciudad de White Collar, que un Detroit real. No quiero acabar sin preguntarme, a donde han ido los 100 millones que han costado… porque yo no los veo en la película.

Para acabar tengo que decir mi opinión de la película… a mi me ha gustado aunque tengo que decir que el poner para 13 años ha sido un completo error, una forma de matar todo aquello que significaba Robocop. La película tiene grandes ideas, mejores incluso que la original haciendo que sea entretenida, pero todo eso cae mientras se va viendo. Falta de ganas, de violencia, y de dureza en la película, hace que sea poco más que un entretenimiento. Creo que a Jose Padilha le tuvieron que cortar las alas para bajarle la calificación a PG13, y esto hizo ha hecho huella. La película en muchos aspecto me recuerda a Guerra Mundial Z, grandes ideas, grandes actores y posibilidades para al final hacer una cosa para niños descafeinada.

PD: Y por cierto, el juego de móvil oficial de la película, ni con palo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.